Boehringer Ingelheim implementa iniciativa social Reforestar para Respirar

programa_reforestar_para_respirar_de_boehringer_ingelheim_responsabilidad_social_empresarial_rse

Boehringer Ingelheim implementa iniciativa social Reforestar para Respirar: La Organización Mundial de la Salud (OMS) considera la contaminación ambiental como uno de los mayores riesgos para la salud, ya que al año es responsable de 6.5 millones de muertes prematuras por su causa[1]. De hecho, 9 de cada 10 fallecimientos se producen en países de ingresos bajos y medios como México debido, principalmente, a modos ineficientes de transporte, quema de combustibles en los hogares y a las actividades industriales de las grandes urbes.

Tan es así que el más reciente reporte emitido por la OMS señala que, además de la capital mexicana, las ciudades del país que han sobrepasado en los últimos años los índices de calidad del aire son Monterrey, Toluca, Salamanca, Puebla y Guadalajara[2], donde la contaminación registrada ha sido muy alta debido a partículas menores a 2.5 micras (PM2.5); o sea, aquellas que tienen mayor número de penetración en las vías respiratorias.

Frente a esta preocupante situación, el laboratorio Boehringer Ingelheim (BI) implementó la iniciativa de largo plazo Reforestar para Respirar, la cual tiene por objetivo generar conciencia sobre el impacto de la polución y la importancia de tomar medidas para prevenir el desarrollo de alergias, cáncer de pulmón, asma y enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), padecimientos que afectan la salud y calidad de vida de la población mexicana, indicó Luis Carlos Pérez, Director de Asuntos Corporativos de BI México.

Maestría en Responsabilidad Social

Como resultado de estas acciones, que se llevan cada año en el marco del Día del Valor a Través de la Innovación (Value Through Innovation Day – VTI Day), evento en el que Boehringer Ingelheim vive sus valores corporativos, el directivo comentó que entre 2015 y 2016 esta empresa alemana, de capital familiar, logró la meta de plantar 50 mil árboles a nivel nacional con el apoyo de sus 1,800 colaboradores de México y Centroamérica. Se calcula que en un futuro, capturarán cerca de 6 toneladas de emisiones de dióxido de carbono (CO2), reduciendo así el efecto invernadero y el calentamiento global.

“Esto –dijo– no sólo nos permite aportar nuestro granito de arena frenar, entre otros factores, la deforestación intensiva que hoy sufren áreas naturales como el Nevado de Toluca en el Estado de México o el Bosque de la Primavera en Guadalajara, Jalisco, sino también crear empleos temporales para apoyar a las comunidades vulnerables aledañas, así como rehabilitar escuelas y espacios públicos donde la gente convive”.

Señaló que hasta ahora Reforestar para Respirar había sido una iniciativa de responsabilidad social ejecutada desde el interior de la empresa. Sin embargo, este año, por primera vez, incorporó la participación del público externo tomando como programa piloto la siembra de 300 árboles endémicos de las especies Rosa Morada, Jacaranda, Granado Dulce, Tabachín, Flama China, los cuales fueron “adoptados” por los médicos neumólogos que asistieron al XVI Congreso Nacional de Pediatría, organizado en abril pasado en la ciudad de Guadalajara por la Confederación Nacional de Pediatría de México (CONAPEME).

Así, con el apoyo de Boehringer Ingelheim México y la Fundación Bosque Urbano Extra, estudiantes, maestros y padres de familia del Colegio Greenlands participaron en la exitosa jornada de reforestación que se llevó a cabo el 24 de junio para dar un respiro a los habitantes de Zapopan, uno de los 25 municipios que conforman el estado de Jalisco.

De acuerdo con Mayte Medrano, Directora de Vinculación Empresarial de Bosque Urbano Extra, única organización jalisciense que cuenta con un vivero propio autosustentable, cada uno de los árboles adoptados por la comunicad médica posee un código QR que les permite vigilar hasta por dos años que las especies plantadas se desarrollen hasta llegar a su edad adulta y así asegurar su supervivencia con éxito. De esta manera, a través de un sistema de geolocalización, el médico puede observar todo el proceso y visitar su árbol cuantas veces quiera. Esta forma de dar seguimiento es única en su tipo y sensibiliza a la gente sobre la necesidad de fomentar una cultura ambiental que promueva el cuidado y respeto del entorno.

Comentó que esto es importante porque, alrededor de un millón de árboles de la Zona Metropolitana de Guadalajara (ZMG), pertenecientes a especies exóticas o nativas como eucalipto o la jacaranda, se encuentran dañados o en peligro debido a su mala interacción con la infraestructura urbana, tala irregular y presencia de al menos diez enfermedades forestales distintas. Y si a esto se suman los 359 incendios forestales registrados en 2017 durante la actual temporada de estiaje, las malas condiciones del aire son un disparador para el desarrollo de enfermedades cardiacas y respiratorias entre la población.

En ese sentido, la Dra. Oralia Rosales, Pediatra del Hospital Regional 46 del IMSS de la ciudad de Guadalajara, señaló que contaminantes atmosféricos como ozono, óxido de nitrógeno y óxido de azufre hecho que en los últimos 11 años se hayan incrementado en 60% los casos de asma en niños y adultos en la ZMG y, con ello, el agravamiento de síntomas como dificultad para respirar, tos u opresión en el pecho debido a un efecto irritativo de las vías respiratorias.

Esas crisis, mejor conocidas como exacerbaciones, pueden llevar a los pacientes al hospital, generar ausentismo escolar o laboral y, en casos más graves, provocar la muerte. Por eso, la doctora Rosales sostuvo que, además de controlar los factores ambientales, quienes viven con asma deben llevar un tratamiento integral adecuado con medicamentos anticolinérgicos y broncodilatadores de acción prolongada que les proporcionen rápido alivio de los síntomas.

Por su parte la Directora del Colegio Greenlands, Pisty Medrano Urrea, consideró como un privilegio participar en la iniciativa Reforestar para Respirar, pues mediante ella generamos conciencia y beneficios tangibles para nuestra comunidad. “Sabemos que los árboles aumentan la fertilidad del suelo, controlan inundaciones, disminuyen el impacto de los rayos ultravioleta, producen oxígeno, reabastecen los mantos acuíferos y, sobre todo, mitigan la huella de carbono. No debe verse esto como un proyecto aislado, se trata de un tema en el que todos necesitamos unir fuerzas para disminuir la contaminación y así evitar que nuestros niños y sus familias se enfermen”.

Al sumarse los profesionales de la salud y la población mexicana a esta iniciativa, Boehringer Ingelheim crece su red de embajadores y refrenda su compromiso con la sociedad al inspirar a otros a proteger el planeta, prevenir enfermedades que afectan las vías respiratorias y poner a disposición del paciente terapias que mejoran su salud y calidad de vida. Hoy es el momento de actuar para hacer que nada le quite el aliento a las futuras generaciones. Hagamos un frente común en el que la sociedad, la industria y las autoridades trabajemos a todo pulmón”, concluyó su Director de Asuntos Corporativos Luis Carlos Pérez.

¡Mantente al día!

Recibe en tu correo las últimas noticias, artículos de expertos y convocatorias.
¡Sí quiero estar al día!
Suscribirme